Como otros tantos, no me cansaré de decir que Platinum Games hoy en día es la compañía japonesa que más se acerca a la creatividad que tenían antaño las desarrolladoras de videojuegos niponas. Lo demostraron anteriormente cuando eran Clover Studio con los geniales Viewtiful Joe y God Hand, además de con Okami que no llegué a probar y lo han seguido haciendo esta generación con títulos como MadWorld, BayonettaVanquish y este spin off encargado por Kojima llamado Metal Gear Rising: Revengeance.

Esta generación Platinum Games ha hecho un buen trabajo y esperemos que por fin sepan encontrar una compañía que les publiquen sus juegos sin darles ningún problema, que entre CAPCOM y SEGA ya les están dando bastante por culo, y esperemos que esta vez Konami decida ser los que les produzcan los juegos, o quizás sea Nintendo que gracias a ellos ya están detrás de dos nuevos títulos: The Wonderful 101 y Bayonetta 2, los dos exclusivos para Wii U.

Historia

Han pasado cuatro años desde los eventos sucedidos en Metal Gear Solid 4, y tras la desaparición de los Patriots la tecnología cyborg para soldados se ha extendido por todo el mundo, es por lo que en estos momentos las compañías que usan a soldados con modificaciones.

Raiden forma parte de una compañía privada llamada Maverick Security Consulting Inc. y es el encargado de proteger junto a su equipo a N’maniPrimer Ministro de un pequeño país africano el cual han conseguido la paz en muy pocos años gracias a él y a la supervisión y consejos de Raiden.

Pero es entonces cuando una compañía rival, Desperado Enforcements contratada por un conocido terrorista, Andrey Dolzaev, aparece y ataca la limusina donde van y, tras una feroz batalla consiguen capturar a N’mani. Raiden emprende una persecución y consigue dar con Sundowner, su secuestrador, pero otro de los hombres de la compañía, «Jetstream» Sam se interpone en su camino y consigue vencer a Raiden dejándolo muy mal parado y con la necesidad de un cuerpo nuevo.

Gracias al Doktor Wilhelm Voigt, Raiden consigue un nuevo cuerpo más moderno y con el que consigue más velocidad y resistencia. Su misión será perseguir a Dolzaev y vengarse de lo que le hizo Sam. pero muy pronto verá los verdaderos planes de Desperado y quien está detrás de todo esto.

Jugabilidad

Platinum Games vuelve a sorprendernos con una jugabilidad distinta a lo que estamos acostumbrados en un Hack’n Slash, si en Bayonetta teníamos el Tiempo Bruja que ralentizaba todo lo que había en pantalla y nos dejaba dar de ostias a nuestro antojo a los enemigos, en Revengeance tenemos los parry y el modo katana, algo que si llegamos a controlar no habrá enemigo que nos pueda.

El parry lo realizaremos cuando los enemigos parpadeen y dándole al mando hacia adelante y el botón de ataque en el momento oportuno por lo cual contraatacaremos haciendo más daño al enemigo. Pero no podremos hacerlo con todos lso ataques, habrán algunos más potentes o cogidas que no nos dejará, es por ello por lo que tendremos una manera de esquivar los ataques y ponernos a la espalda de nuestro enemigo para ponerles las pilas, eso lo haremos pulsando los botones cuadrado y X en PS3 o X y A en 360 y la dirección que queramos esquivar, lo cual hará que Raiden de un salto hacia esa dirección a la vez que da un tajo con la katana.

El Modo Katana es como el tiempo bruja o como el bullet time, algo a lo que Platinum Games suele recurrir en sus juegos, y en el que, mediante la pulsación de un botón, la cámara se acercará al personaje y pasará a cámara lenta, pudiendo cortar en cualquier dirección cualquier cosa o enemigo que tengamos delante mediante el stick derecho del mando o, para el que no quiera complicarse, con los botones de ataque fuerte o débil para cortes horizontales o verticales, algo poco recomendable si queremos cortar el núcleo de nuestros enemigos y realizar lo que Kojima Productions ya denominó Zandatsu en la primera versión del juego, consiguiendo así recuperar energía.

También dispondremos de un botón de salto el cual será prácticamente tan inútil como Blade Wolf, el lobo que nos acompañará en algunas misiones y que lo único que hará será «adelantarse», y la verdad es que hubiese molado que se pudiese utilizar, a lo Shadow Dancer, para realizar combos más brutales.

Al empezar el juego, Doktor nos dirá que si les cortamos el brazo izquierdo a nuestros enemigos podremos conseguir mejoras gracias a ello. La verdad es que con tantos cachitos que hacemos a los enemigos no se cuanta verdad habría en todo esto, ya que durante la aventura podremos conseguir muchas mejoras, tanto para nuestro personaje como para cualquiera de las armas que vayamos consiguiendo.

Gráficos

A mi me ha parecido una verdadera maravilla, con unos diseños de personajes y de enemigos estupendos y, a pesar de lo que digan los bocachanclas de siempre, con unos escenarios que, a pesar de no ser muy variados, cumplen muy bien con su cometido y los cuales tienen algunas zonas destructibles que podremos aprovechar para atacar a nuestros enemigos.

 El juego, a petición de Hideo Kojima, tiene unos 60FPS estables y yo por lo menos no lo he visto resentirse en ningún momento y mostrándonos muchas veces enemigos enormes en pantalla, como puede ser nuestro amigo y vecino Metal Gear Ray en una versión modificada.

También hay que destacar que podremos cortar por donde queramos cualquier cosa que esté al alcance de nuestra katana y veremos muchos «cachitos» de nuestro enemigo en pantalla. El tema de las partículas y el fuego en el juego tampoco están nada mal.

Sonido

El doblaje es al que nos tienen acostumbrados en Kojima Productions, por poner un ejemplo la voz de Raiden vuelve a ser la de Quinton Flynn y la de Sunny es la misma que pudimos escuchar en Metal Gear Solid 4, Christina Pucelli. Y sí, habéis acertado, como todos los Metal Gear a excepción del primer Metal Gear Solid, viene con doblaje en inglés y, por desgracia, con los peores subtítulos en español que nos hayamos encontrado en mucho tiempo, es cierto que hemos tenido juegos con subtítulos en latino y que no estaban mal, pero Revengeance además de traernos unos subtítulos latinos nos los traen con faltas de ortografía.

Los sonidos de todo el juego son más correctos, con mucho choque de espada, pero lo que sin duda es lo mejor en este apartado es la sensacional banda sonora creada por un tal James Christopherson del que poco se sabe y del cual es imposible encontrar información aparte de esto.

http://www.youtube.com/watch?v=5ZmBzCMhlNE

A mi el tema principal de Monsoon me encanta, pero también hay otras que son una auténtica maravilla y en especial las de los enfrentamientos contra los jefes, en las que normalmente empiezan a cantar en el momento más épico del combate quedando algo increíble. Durante el juego también tendremos músicas muy al estilo de los juegos de la saga principal, con músicas tranquilas para cuando no nos hayan detectados y pasando a músicas más cañeras en el momento en el que estemos descuartizando enemigos.

No se, pero quizás sea una casualidad , pero todas las canciones son cantadas por cantantes masculinos mientras que la de la única chica de The Winds Of Destruction la canta una mujer, Free Dominguez.

Opinión

Quizás se me antoja corta esta opinión de este nuevo juego de Platinum Games, pero es que hay muchas ocasiones en las que no sabes que decir de según que juegos por mucho que te hayan gustado, y este es uno de esos casos, tal y como me ocurrió con Vanquish, que no supe que decir hasta haberlo jugado dos veces y pasado un tiempo.

Un dato curioso es que los nombres de tres de los jefes del juego, los «Winds of Destrution» o «Vientos de Destrucción«, en realidad son tres nombres de vientos, Monsoon sería Monzón, y el resto, Mistral y Sundowner parece ser que sería lo mismo en nuestro idioma. «Jetstream» Sam será un afiliado de Desperado y no un componente de este grupo especial, a pesar de ser también un ninja.

Como todos los juegos de la compañía, es un juego muy entretenido y, a pesar de que el juego duré entre unas 10 o 12 horas si contamos los vídeos y las veces que tenemos que repetir alguna zona si morimos, es un juego recomendado a todos los que les gusten las flipadas japonesas, con una historia escrita por Etsu Tamari, guionista de Kojima Productions el cual ha participado en algunos juegos de la saga principal así como en las conversaciones por codec de Peace Walker.