Pues nada, otro mes que se acabó y como ya he recibido el último de lso juegos que llevaba esperando que ha llegado de Play-Asia, pues va tocando hacer la entradita mensual, que esta vez solo han sido seis juegos, no son muchos comparados con los del mes pasado, pero tampoco me ha hecho falta comprar más.

Otra vez vuelvo con un poco de variedad, teniendo un juego de PS2 y otro de PS3, uno de DS y otro de 3DS y dos de XBox 360, eso sí, estos dos juegos ya los tenía en otras consolas, el Binary Domain lo tenía en PS3 y el Resident Evil Revelations en Nintendo 3DS, pero son juegazos uno estaba a buen precio y otro en consola de sobremesa.

Este juego lo jugué en su día en PS2, es un juego que intentaba competir con Dead Or Alive Xtreme Beach Volleyball en cuanto a chicas provocativas y que fue publicado por Konami siendo sus creadores el pequeño estudio Yuke’s, que son los que hacían los juegos de lucha libre de THQ.

Gráficamente el juego estaba bastante bien y el efecto de la lucha de barro estaba bastante conseguido. Como curiosidad, Reiko Hinomoto y su alter ego, Rowdy Reiko, aparecían como personajes seleccionables en el Metal Gear Online que salió con Metal Gear Solid 3 Subsistence.

Después de verme los Akibaranger me apetecía un juego basado en el Tokusatsu y Bandai-Namco fue la que me pidió a gritos que comprase este Kamen Rider: Battride Wars que destilaba caspa por todas partes, y la verdad es que después de probarlo porque he de hablar de él en el próximo Pulpodcast, he de decir que ha cumplido mis expectativas, además de que es entretenido.

De momento solo llevo una horita y controlamos a Kamen Rider Wizard el cual lleva un anillo que de momento no se para que sirve y un cinturón con una mano dibujada que cuando ponga la suya sobre él podremos cambiar a otra modalidad con otro color y otros ataques, siendo el de color verde el que de momento me ha gustado más por encima del azul y del original rojo.

Binary Domain fue el mejor juego que jugué en el 2012 y lo hice para PS3, pero el otro día pasando por Carrefour vi que lo tenían en 360 a 9’90€ y por ese precio no pude evitar comprarlo ya que la versión UK estaba en inglés y la única de ese país en castellano era la de la consola de Sony. Para mi el sistema de comandos por voz de 360 es más eficaz que en PS3.

Como curiosidad hay que decir que, aunque el doblaje no sea muy bueno, está realizado por un estudio del País Vasco, creo que algo raro en estos casos, el Anarchy Reigns también estaba doblado por el mismo equipo.

No conseguí acabarme la versión de 3DS por culpa del control y porque cambié la 3DS por la XL. Pero hay que decir que este Revelations es una auténtica pasada y que a mi me da igual si vuelve a los orígenes de la saga, los mezcla con los últimos títulos, a mi el Resident Evil 6 me gustó, no sería lo que esperábamos de la saga, pero sin duda es un gran juego con mucha variedad.

Segunda vez que me compro el Solatorobo o Sola To Robo, la otra vez los ingleses se equivocaron y me mandaron la versión americana, que en una 3DS XL no funciona por tener protección regional debido a la DSi. Hay que decir que tampoco lo he probado… pero quizás algún día lo haga y juegue a un juego de animalitos.

Si no llega a ser por los juegos de Nintendo DS, tendría la consola pillando polvo, así que como todo el mundo hablaba bien de este juego decidí comprarlo a pesar de que soy un negado en los SLG y que no es precisamente un género que me entusiasme, que a excepción del Valkyria Chronicles el resto los veo todos iguales.

No voy a decir que es entretenido porque me ha parecido repetitivo, pero la historia es lo que ha hecho que continué jugando a esta nueva entrega de la saga Fire Emblem de Nintendo, que no todo iban a ser Marios y Zeldas.