En esta ocasión os presentaré un juego de Konami que salió para PlayStation en el año 1998 y que fue la que jugué en su día, y con otra versión para Dreamcast que salió al año siguiente y que es la que he adquirido porque supongo que los vídeos se verán mejor. Además de este juego también salió una secuela llamada Dancing Blade: Katte Ni Momo Tenshi II: Tears of Eden.

El juego es un «Interactive Animation» realizado por KCET, así que lo que tendremos será un juego en el que veremos un anime y, como si de un libro de «Elige tu propia Aventura» se tratase, seleccionar entre varias opciones en determinados momentos del juego, lo cual hacía que pudiésemos tener un episodio de esta serie animada diferente dependiendo de nuestras elecciones. Eso sí, la duración general de cada capítulo era de entre 25 a 35 minutos, alguno era serio y otros en plan coña.

Si he dicho capítulo es porque solo constaba de un capítulo (bueno, en total eran 4 pero como si fuese el capítulo 1) la segunda entrega, la cual me tiene que llegar aún, nos mostraba una nueva aventura de nuestros personajes. Solo salieron dos juegos, o sea, dos capítulos, aunque en la segunda entrega en la sección «OMAKE» (Bonus) podíamos ver un adelanto de un tercer juego que nunca llegó a salir y que trasladaba a nuestros protagonistas a la era actual.

El elenco de personajes se componía de nuestro protagonista el cual podía hacer ataques de magia, una princesa nacida de un melocotón llamada Momo, un robot samurai con muchas armas llamado Sarukichi, la tía buena del grupo y que intentaba ligar siempre con el prota llamada Kijime y una chica de pelo azul capaz de hacer magia curativa llamada Oinu.

Parece ser que esta formula de hacer juegos no tuvo mucho éxito, prueba de ello fueron las siete entregas de la serie Yarudora que empezó en PSX con cuatro juegos, 1. Double Cast, 2. Kisetsu Wo Dakishimete, 3. Sampaguita (este con diseños de Masamune Shirow) y 4. Yukiwari No Hana, estos cuatro fueron recopilados posteriormente en PSP. La saga continuó en PS2 con tres juegos, dos entregas de Blood: The Last Vampire recopilados después en un solo juego en PSP y uno que parece que es el más desconocido de todos y que adquirí tirado de precio en mi primer viaje a Japón, Scandal y que fue el único que no tuvo conversión.

¿Os imagináis ahora juegos de estos con la calidad de BluRay? La verdad es que no me imagino un Phoenix Wright con animaciones, parece ser que las compañías tiran más de imágenes fijas y con pocas animaciones, aunque quizás esto esté cambiando con el paso en 3D y el Cell Shading.

Así que, a falta de que me llegue la segunda entrega, aquí os pongo ese primer capítulo en el que veréis que cambia todo completamente tras un par de selecciones. Una lástima que solo saliese en japonés y no me entere de nada.