Quizás uno de los juegos más esperados por los poseedores de PS Vita era este Freedom Wars de Japan Studios que en un principio iba a ser solo descargable y que finalmente ha llegado en formato físico a la tienda a un precio bastante competitivo, a mi me costó 23€ en Amazon.

Hay que decir que el juego es del estilo Phantasy Star Online o Monster Hunter pero ambientado en un mundo post-apocalíptico, algo que lo hace diferente a los miles de clones que tiene el juego de CAPCOM para la portátil de SONY.

También tengo que decir que, tras la aparición de Play Station Vita TV en USA y tras una actualización de la mía japonesa, ahora puedo disfrutar de muchos de los juegos que no podía disfrutar anteriormente por bloqueo regional, además de poder usar mi cuenta del PSN Europeo, aunque de momento aún no pudo entrar en la tienda, pero seguro que eso se solucionará cuando la tengamos en España dentro de unos días.

En el juego tendremos la oportunidad de crearnos un personaje que es un Condenado en un panópticon, una ciudad liderada por los Ciudadanos en los que nosotros tendremos que luchar contra otras ciudades para conseguir los excasos recursos que quedan en el planeta. Nos acompañará un Accesorio, un acompañante que nos controlará en todo momento y que será nuestro guardián, haciendo que nos aumenten los años de condena si incumplimos alguna norma.

Empezaremos cumpliendo una condena de 1.000.000 de años y tendremos que ir reduciéndola cumpliendo las misiones que nos dan los ciudadanos, también podremos mejorar nuestra calidad de vida haciendo los exámenes de DEBER y subiendo de categoría pudiendo así comprar derechos que nos permiten realizar algunas funciones por las que se nos añadían años a nuestras condenas.

El juego no está mal, pero se me hace muy justo para el tipo de juego que es, nada comparable a los mencionados anteriormente, ni siquiera a Toukiden de Tecmo, el cual si que se podría decir que era de la misma categoría, en Freedom Wars nos meten directamente en combate en las misiones y a pesar de que hay cosas como rescatar a ciudadanos de los enemigos o capturar la bandera es un juego muy distinto a lo que podría pensarse en un principio.