No escribí mi opinión en su día de Dead Or Alive 5, sinceramente porque yo de juegos de lucha no se mucho, me gustan y he jugado a muchos, pero simplemente para pasármelo bien, echar unas partiditas y no acabo por aprenderme todos y cada uno de los combos y golpes de los personajes, ni siquiera de uno solo.

La verdad es que no soy muy buen jugador en este tipo de juegos, y quizás hasta Dokipanik sea mejor que yo, pero me divierto jugándolos que eso es lo importante, aunque claro, en este Dead Or Alive 5 Ultimate hay cosas igual de importantes… y el juego se hace muy entretenido gracias a lo ágil que se hace jugarlo.

La historia vuelve a ser la misma que pudimos ver en la anterior versión y ni siquiera se han esforzado en añadir a los nuevos personajes en ella. Lo bueno que tiene es el poder disfrutar de todas las escenas que se han creado en vídeo para este modo, aunque siempre recordando que se trata de un juego de lucha y que la historia puede llegar a resultar absurda en algún momento, pero que en otros puede incluso gustar y que incluso, por mi parte, se agradece un modo así.

Jugabilidad

Tal y como he dicho la jugabilidad es sencilla si eres un manta en los juegos de lucha, pero puede hacerse divertida gracias a la gran cantidad de movimientos distintos que tendremos por personaje y que en muchos de ellos son diferentes a los demás, algunos personajes basándose en golpes, otros en agarres, otros rápidos, otros contundentes y otros en ataques especiales poderosos y difíciles de ejecutar. también tendremos un nuevo ataque para todos los personajes llamado Power Launcher que podremos realizarlo solo con el 50% de la barra de vida y con el que lanzaremos por los aires al rival para poder continuar nuestro combo cuando caigan.

Momiji realizando un Power Launcher.

Su sistema de combate se basa en el Piedra, papel, tijeras, un sistema triangular en el que las patadas ganan a los puñetazos, los puñetazos a los agarres y los agarres a las patadas. Después vienen los contraataques que han mejorado respecto a anteriores entregas en las que salían como churros y eras capaz de darle la vuelta al combate en cuestión de segundos y que en DOA5 si no los dominamos y no sabemos leer la dirección por la que nos atacarán acabaremos recibiendo el golpe.

En cuanto a los cambios de esta versión Ultimate son varios, algunos de ellos pudimos verlos en el juego para PS Vita y, a excepción de las funciones táctiles, contaremos con nuevos modos de entrenamiento en el que hay que destacar un modo combo en el que poder realizar algunos de los ataques más espectaculares de nuestro personaje, un modo supervivencia más depurado y en el que iremos consiguiendo objetos tras golpear en el suelo a nuestros enemigos o acabar con ellos y poder ver los modos, dificultades o personajes que no hayamos utilizado, los trajes por desbloquear que nos quedan y algunas cosas que de otra manera no sabríamos, algo que a mi me parece estupendo y que hace que intentemos superarnos y conseguir lo que nos falta.

Los ataques combinados siguen siendo la ostia.

También tendríamos un Team Battle en el que creamos un equipo de siete jugadores con el que podremos enfrentarnos a los siete personajes controlados por la máquina o por un amigo en el modo Versus.

La verdad es que el menú del juego es sencillo, pero alguna vez se puede hacer algo lioso para encontrar algún modo, como el de Team Battle o Combate por equipos, ya que si queremos jugar contra la máquina tendremos que hacerlo en el menú principal del menú LUCHA, mientras que si queremos hacerlo contra algún amigo además tendremos que entrar al modo versus desde ese mismo menú.

Gráficos

Los gráficos de Dead Or Alive 5 sorprendieron porque cambiaron radicalmente lo que llevábamos viendo desde la segunda entrega de la saga para Dreamcast, mientras que los personajes masculinos siguen siendo muy parecidos a lo que llevamos viendo en toda la saga, con un toque más realista que los personajes femeninos, los cuales, a pesar de seguir teniendo su toque “manga” ya no parecen muñecas hinchables. El modelado de personajes es envidiable y bien realizado, a eso hay que añadirle que por fin hacen el pelo bien hecho, que durante el combate se va acumulando la suciedad, el agua y el sudor en nuestro luchador y… la transparencia de la ropa de algunas luchadoras, aunque también hay que decir que algunas texturas de algunos trajes tienen peor resolución que en otros.

Las transparencias molan… ¡UN 7!

A los escenarios que ya pudimos ver anteriormente se le han añadido unos cuantos nuevos, algunos vuelven de anteriores entregas de la saga, como Mundo Perdido, Los Confines de la Tierra o Forest, otro de Ninja Gaiden 2 llamado Tokyo, Sky City con una espectacular estatua de buda gigante con la que podremos realizar el ataque final y un par más de la tercera entrega de la saga de Ryu Hayabusha, como el del portaaviones o el desierto, todos ellos bien creados y alguno dándole algo más de colorido a los que ya pudimos ver cuando el Team Ninja nos presentó la versión original del juego y algunos de ellos .

Luchando bajo los cerezos en flor.

Sonido

La música, podremos personalizar la música a nuestro antojo, pudiendo elegirla como en el 5, que serían las músicas por escenarios, o por personaje, pudiendo personalizarlas a nuestro antojo y dejándonos elegir tanto las de la segunda entrega, de la tercera e incluso nuevas para este juego, algo que hace que los que nos gusten más las de DOA2 podamos disfrutarlas en los combates lo cual hace que el juego suba muchos enteros en este apartado.

Se puede personalizar la música de cada personaje.

El doblaje japonés que es el que he elegido para jugar, tal y como suelo hacer en los juegos de lucha o cualquier juego japonés que nos da opción de elegir es una auténtica maravilla, con voces que reconoceremos tanto de anteriores Dead Or Alive como en Ninja Gaiden, pero también hay que decir que el doblaje en inglés cuenta con grandes talentos y grandes voces, como pueda ser Troy Baker como la voz de Ryu Hayabusha.

Opinión

La verdad es que si no tenéis la versión anterior de esta quinta entrega, este Ultimate es altamente recomendable y entretenido con muchas opciones para jugar en solitario y muchas cosas por desbloquear, algunas de ellas imposibles para simples mortales como yo, como desbloquear los tres trajes legendarios de algunas luchadoras en el modo de dificultad legendario y que seguro que alguno considerará más fácil que en anteriores DOA, pero que yo lo veo imposible. Desgraciadamente Tecmo-Koei ha caído en lo que puede considerarse la lacra de la generación, y es el sacar trajes por DLC, mientras que en anteriores entregas de la saga podíamos desbloquear la mayoría de ellos.

Los ataques de escenario son espectaculares.

Sin duda lo mejor de todo es la incursión de los nuevos personajes, dos provenientes de Ninja Gaiden y muy diferentes entre ellos, Momiji que es un personaje rápido y Rachel que es un personaje muy contundente y que se hace lento y difícil de controlar con unos ataques muy potentes capaces de romper las guardias del rival, Leon y Ein de anteriores entregas de la saga, y otra nueva incorporación de Virtua Fighter, Jackie Bryant, el hermano de Sarah y el cual es un gran cabronazo cuando luchas contra él.

Jackie nos las hará pasar “putas”

Está claro que muchos lo compramos por el fanservice que nos ofrece el juego, algo que la compañía negaba mientras realizaban DOA5 y creíamos que iba a ser lo contrario a lo que nos estaban mostrando Bandai-Namco con su Soul Calibur V. Pero también hay que decir que el juego engancha, que es fácil de controlar y que se hace entretenido jugarlo teniendo la posibilidad de hacerlo también contra jugadores de todo el planeta.

A ese fanservice hay que añadirle el modo de bote de tetas en el menú opciones, que van desde Sin bote, a natural, DOA o uno desbloqueable que podéis ver en este vídeo llamado Ultra y que recordará al primer jeugo de la saga. No se como lo desbloquee, pero fue echándole muchas horas y eso sin contar que en la versión PS3 podremos “sacudir” el Sixaxis para ver como les botan más.

En definitiva, un juego divertido y entretenido, rápido, fácil de dominar y con algo de fanservice. ¿Qué más se puede pedir?